Lámparas que duran por siempre

Lámparas que duran por siempre

Uno de los gastos más serios que tienen las organizaciones es el gasto de iluminación, en donde los empresarios tienen que gastar fuertes sumas de dinero para mantener iluminada las oficinas de sus negocios, lo peor de todo ocurre cuando estas lámparas se queman rápidamente.

El gasto en lámparas es altamente costoso para las organizaciones, por lo que deben considerarse como un gasto fijo al igual que el pago de otros servicios, como la electricidad, la telefonía, entre otros. Es por eso que las personas que se dedican al mantenimiento de las empresas siempre están muy ocupadas cambiando focos de aquí y allá a cada momento. Sin embargo esto ocurre porque los empresarios no han sabido manejar este tipo de problemas, comprando iluminación industrial de calidad en lugar de gastar a cada momento en luminaria de baja calidad.

Muchas empresas ya están considerando cambiar por completo las luminarias de antaño por nuevas tecnologías de iluminación. Y no solo eso, sino que también evitan comprar en cualquier establecimiento.

Ahora se han desarrollado nuevas tecnologías, hasta se mencionan que hay una nueva bombilla que es de por vida, inventada por un ingeniero español, este tipo de noticias ha llegado a los oídos de muchos empresarios que ya están pensando en invertir en este tipo de focos ahorradores, que no solamente hacen que duren por siempre, sino que te ayudan a reducir electricidad en tu factura.

Las estrategias comerciales que tienen algunas empresas es que pueden generar más ganancias al hacer que las personas compren a cada momento focos, porque su vida útil es muy corta, tanto porque ellos las necesitan como también porque tienen que hacer que las empresas luzcan bellas.

Como ahorrar electricidad

  1. Compra focos de tecnología led, estos son más duraderos, por lo que no necesitas estar comprando a cada momento y descontando del presupuesto que tienes destinado para algo más que eso.
  2. No dejes los bombillos encendidos más de la cuenta, es decir, si ya no es necesario tener los focos encendidos es mejor que los apagues, como en el caso que ya está amaneciendo y te puedes iluminar con la ayuda de la luz o claridad que pudiese entrar por la ventana.
  3. Has conciencia a todos los empleados para fomentarles una actitud de ahorro de recursos de la empresa.
  4. No mantengas los interruptores encendidos, ya que aunque no tengas unos bombillos conectados siempre están gastando corriente, sin que te lo parezca debido a que esta encendido el interruptor, aunque no lo notes la energía se sigue incrementando en tu factura.
  5. Desconecta todos los aparatos que no estas utilizando por ejemplo los monitores y otros aparatos de oficina que no se utilicen durante la noche.

Esta cultura de ahorro de energía te puede ayudar a ahorrarte mucho dinero al final el año en que la pongas en marcha. Este tipo de iniciativas te favorecen tanto para tu empresa como para tu hogar, aunque no lo creas te ahorras mucho dinero al ahorrar energía.