Cómo hacer una limpieza general en casa

Cómo hacer una limpieza general en casa

Mantener la limpieza en casa es algo bien difícil, en ocasiones se intenta, pero no se consigue, por esta razón se vuelve sumamente necesario que apartemos un día para hacer una limpieza general en casa, cuando hablamos de limpieza general incluye muchas cosas las cuales trataremos de explicarte en este artículo.

¿Porque es necesario hacer una limpieza general?

Al encontrarte en un ambiente sucio no te sentirás cómodo, el hogar es un espacio para relajarnos y disfrutar de la familia, por lo que mantener la casa limpia y ordenada te puede ayudar a sentirte mejor y a disfrutar de tu descanso, seguramente eres bien aseado y estas consiente que siempre se dejan cosas sin hacer en la limpieza de todos los días, por lo que tienes que apartar un día a la semana para observar cada detalle, limpiar cajones, rincones, techos, paredes etc.

Porque ha llegado el momento para hacer todos los cambios posibles, quitar y lavar cortinas, ropa de cama, forros de sillones, muebles de los niños, protectores de aparatos eléctricos, entre otras cosas que tengas en casa. La idea es que todo quede completamente limpio y al mismo tiempo ordenado.

Organizarse para el día llegado de la limpieza general

Un plan de acción: tienes que considerar el tamaño de tu casa, no todos nos llevamos el mismo tiempo, algunas personas pueden hacer su limpieza general en un día, mientras que para otras el tiempo invertido sea mayor, y prefieran hacerlo por pasos, lo importante es tener una buena organización que te permita ser realista sobre lo que puedes y no puedes lograr en el tiempo que determines.

Hacer un acopio de todos los utensilios: Cómo habrás experimentado en limpiezas anteriores necesitarás de varios materiales y cosas que hagan más fácil tu trabajo, revisa por anticipado todo lo que tienes y compra las cosas que hagan falta, recuerda que deberás tener a la mano una cesta para la ropa sucia y un cajón para todas las cosas que necesites mover de un lado a otro.

Establecer un orden: Comienza limpiando de arriba hacia abajo y no al contrario, retira cortinas, ropa sucia, alfombras y todo lo que tengas que lavar, limpia paredes, ventanas, baño, jardín etc.